Thursday, June 27, 2019

Arranca ese espejo


Arranca ese espejo

Cuantas de nosotras las mujeres + 40 cuando nos levantamos y vamos a lavarnos los dientes y nos paramos frente al espejo, quedamos petrificadas mirándonos y comenzamos a golpearnos como si tuviéramos un látigo colgando del toallero listo para ese momento.

Comenzamos con ese refuerzo positivo, con esa manifestación de amor propio infinito y un gran sentido de positivismo manifestándose a través de  pensamientos limitantes. Ahh y de inmediato comienza nuestro tiempo de alabanza y avivamiento… ¡Oh Dios! estas bolsas y ojeras, seguido de ¡OMG!… tengo una arruga más en las cienes, ¡Cristo! ….tengo la piel flácida, ¡Santo Dios!…cuán gorda estoy…y así seguimos castigándonos y golpeándonos de manera metafórica con pensamientos limitantes que lo que hacen es debilitar nuestra autoestima y desenfocarnos de nuestro plan de acción. No podemos pretender que cuando salgas de tu casa ese mundo exterior pueda componer lo que tú hace un instante destruiste con tus pensamientos.

No puedes pensar salir al mundo enfocada y empoderada para resolver cualquier situación que sea de índole personal o profesional si ya el 50% de tu estamina emocional no la tienes. Si te preguntas,  ¿quien fue la responsable? la respuesta es sencilla, tú solo tú. Cuando te levantas es un momento de transición entre tu descanso y la rutina diaria, por ejemplo, cuando haces ejercicio, tienes que tener un proceso de estiramiento. Pues entonces, ¿que vas hacer?, pararte frente a ese espejo y respirar mirándote fijamente a tus ojos que son la puerta a tu ser interior. Inhala y exhala, ahora ¿Qué ves? Yo veo a una mujer viva, una mujer con luz propia, con un gran potencial, veo una mujer con grandes deseos y grandes proyectos por realizar sin importar mi edad,  sí grande, pues así cuán grande soy así son mis pensamientos positivos y mis deseos de caminar con paso firme y seguro hacia mis metas individuales y profesionales. Veo mi proceso de maduración, veo mi experiencia, veo como la vida me ha dado la oportunidad de transformarme en esa mujer que solo yo quiero ser lejos de estereotipos y de “clichés” publicitarios estéticos del momento.







Piensa y actúa con tu inteligencia emocional de manifiesto, ese momento frente al espejo es importante para tomar control de tus pensamientos que a su vez activan tus emociones  y son las que determinan tu manera de actuar. Utiliza el espejo como una herramienta para ese proceso matutino de auto reflexión y auto conocimiento y comenzar a diseñar tu cuadrante de cambio o acción. Para ello tienes que hacerte estas cuatro preguntas: ¿Qué pudieras comenzar a hacer?, ¿Qué pudieras dejar de hacer?, ¿Qué pudieras hacer más?, ¿Qué pudieras hacer menos? Esto lo puedes aplicar a cualquier situación que quieras transformar. Luego durante el día te sientas y lo escribes en tu libreta de diario reflexivo. Estos ejercicios frente a tu espejo te dan el poder de tomar el control de tus acciones, permiten en primer término reconocer todas tus fortalezas a una edad que dejó de ser considerada en esta época como una fecha de expiración y comenzar con pie firme hacia un plan de acción para el logro de tus metas. Así que si ese espejo refleja mensajes negativos, pues, ¡ARRÁNCALO!











Myra Trujillo, “Life Coach” Certificada




Encuéntrala en Facebook
Encuéntrala en Instagram